Jaén

‘Nos lo quitan de las manos’

Recogida de la aceituna en Jaén
Recogida de la aceituna en Jaén

Fuente: Ideal | Hay noticias que deberían ser forzosamente positivas. El que se bata el récord de ventas de aceite de oliva debería serlo en una provincia de Jaén, con ciento diez mil familias viviendo de ‘la cosa’. Pero antes de euforias y tracas, conviene analizar el tema con tranquilidad. ¿Por qué estamos en estas magnitudes? Pues básicamente porque el producto está valiendo en origen medio euro menos que hace un año. No le den más vueltas, por muy efectivas que sean las campañas de promoción en China, aquí se impone claramente factor económico. El celebérrimo ‘bueno, bonito y barato’. Y ayer, por ejemplo, el ‘oro verde’ se facturaba como si fuera hojalata. Por menos de 1,90 euros el kilogramo. Es decir, por debajo de ese umbral de 2,20-2,40 euros que marcan la rentabilidad para la generalidad de las plantaciones jienenses y muy por debajo de los 2,70 euros que, según el Ministerio de Agricultura, marca el límite de los beneficios para la generalidad de los aceituneros españoles.

En cualquier caso, como decía el rector de la Universidad de Jaén, Manuel Parras, en la iniciativa Mesas por Jaén de IDEAL, clausurada el pasado viernes, «no se puede hablar de crisis en un sector que registra incrementos de demanda». Y eso es lo que está pasando. Sobre todo fuera de España. No es algo casual. El mercado exterior siempre ha sido más sensible a los precios. Vuelve a suceder. En los primeros cuatro meses se enviaron 320.800 toneladas, lo que significa un sobresaliente aumento del cuarenta y cinco por ciento respecto al mismo periodo de la campaña anterior y un treinta por ciento más en relación a la media de los cuatro últimos años. Están saliendo un promedio de 80.200 toneladas mensuales. También el consumo ha subido dentro de España hasta las 179.300 toneladas. Un diez por ciento respecto al curso anterior y un uno por ciento en relación al último cuatrienio. Las almazaras y cooperativas están despachando 44.820 toneladas al mes con destino a las diferentes comunidades autónomas. Los grandes distribuidores, que vuelven a marcar las reglas del juego, están utilizando nuevamente el aceite como artículo reclamos en sus promociones y folletos. Una práctica que ya está siendo denunciada por organizaciones agrarias como la Unión de Pequeños Agricultores al entender que se tarifa por debajo de costes -el ‘dumping’ está considerada una práctica de competencia desleal-.

Detrás de esta coyuntura subyacen las cifras de cosecha. Entre octubre y enero se han fabricado 1.240.200 toneladas, a lo que habrá que sumar todo lo recogido en febrero e incluso en marzo, ya que en las fincas más grandes todavía queda algo de tajo. Y es que las inclemencias meteorológicas -prácticamente no ha parado de llover desde el 25 de diciembre- han impedido trabajar a un ritmo razonable y la faena se tenido que interrumpir prácticamente cada semana. Todo lo que se avanzó al principio, con el otoño más seco de los últimos treinta y cinco años, se está atrasando al final. La cuestión es que esta abundancia de precipitaciones, que se reanudarán el próximo fin de semana -el Aemet garantiza agua en Jaén entre el sábado y el lunes-, son más que positivas pensando ya en el año que viene. El grado de humedad del suelo es muy elevado y los acuíferos están plenamente recuperados.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba
X
X

Bloqueador de anuncios detectados

Esta web se puede mantener gracias a los anunciantes. Por favor desactiva tu bloqueador de anuncios para ayudarnos.